Hugo


El viernes por la mañana llegaba Hugo procedente de una perrera de Córdoba donde lo iban a sacrificar. Tenía una pata con el codo dislocado y apenas la podía apoyar al caminar. Ese mismo día se le hizo una radiografía en la que se pudo ver que la lesión no era lo suficientemente reciente como para poder volver a colocarle el codo sin problemas.
Ayer fue intervenido en la clínica El Caudal de Mieres, donde Jesús y Miguel hicieron lo imposible por volver a dejar ese codo como debería, pero el estado en que se encontraba les complicó mucho las cosas. Le han puesto un ligamento artificial para poder fijar un poco la articulación, pero aún así no tiene estabilidad y la pata de Hugo no quedará como nueva, aunque esperemos que con este arreglo gane algo de calidad.
Por lo demás Hugo es un perro maravilloso, tranquilo, alegre, sociable, cariñoso, y que por desgracia ha tenido que aprender a convivir con sus limitaciones, aunque su lesión tampoco le impide hacer vida normal, puede caminar e incluso correr. Ahora se recupera de su operación y esperamos que su pequeño defecto no le impida encontrar una familia a la altura de lo que se merece y que sepa ver más allá de sus limitaciones.
Desde aquí queremos dar las gracias a todo el personal de la clínica veterinaria El Caudal por colaborar con nosotros siempre que lo necesitamos y por portarse siempre tan bien con todos nuestros galgos.

Anuncios